Opinión

Caja Negra



Vaya grilla que hay en Juárez en el intento por renovar la mesa directiva del Sindicato de Trabajadores del Municipio, y dejaron claro que eso de la unidad nomás no es lo suyo.

El Secretario del Trabajo de ese sindicato, Héctor Cano Villela, lo intentó, quiso que las cosas no se fueran a una contienda, pero no fue posible.

Hasta el vencimiento del plazo para registrar planillas, que fue la semana pasada, se registraron tres interesados en ser líderes sindicales; Eduardo Carrera Rosales en la planilla verde, Arturo Silva Doray Licera de la planilla roja, y Eduardo Corral Galván en la planilla naranja.

La elección será el 12 de septiembre, y tienen de aquí a entonces para hacer proselitismo, pero de que habrá una contienda desgastante, no hay duda.

--

Este fin de semana asumió ya de manera oficial la dirigencia del PAN, Paco Navarro, en un evento en el que se mediría la llamada unidad que tato pregonaron, pero que les echó a perder Jorge Lara al aferrarse a una contienda en la que, realmente, no tenía nada que hacer.

Paco Navarro logró juntar a toda la crema y nata del PAN en la capital, desde la alcaldesa Maru Campos, la dirigente del CDE Rocío Reza, el coordinador de los diputados Fernando Álvarez, el Síndico Amín Anchondo, la regidora Adriana Díaz, coordinadora edilicia en la capital, vaya, nomás faltó el gobernador para que tuviera asa llena.

--

Por cierto que en ese evento se observó algo muy claro, su gabinete está muy repartido. Paco Navarro tuvo espacios para todos los grupos, y dejo claro que esas largas platicas que sostuvieron como equipo, les dio frutos.

Un dato que si llamó la atención, es que el pleito de los Gaudinis entonces no era directamente con Maru Campos, como se manejó por tanto tiempo, sino con los Dhiacos, pero esa es una bronca añeja.

El tema es que los Dhiacos acusan a los Gaudinis de querer todas las posiciones, pero los Gaudinis acusan a los Dhiacos de lo mismo, así que el tema será de nunca acabar. Aunque por lo pronto lo supieron arreglar.

Paco Navarro hizo bien su tarea, luego de ser electo visitó a los líderes de todos los grupos, se puso a la orden y convenció de sacar primero los números internos, antes de enfrentarse en las constitucionales, les queda claro que deben poner orden entre ellos.

--

Y no es para menos, en el PAN conseguir la unidad no es cosa sencilla. Ellos recuerdan muy bien lo que les pasó allá por 1976 cuando se quedaron sin candidato a Presidente porque se dividieron tanto en una interna, que nomás no arreglaron nada para salir a las constitucionales.

En aquel entonces el único candidato que había era el priísta José López Portillo y Pacheco, que se lanzó en coalición del PRI, el PPS y el PARM, pero realmente la votación del domingo 4 de julio de 1976 fue mero protocolo, pues no había más candidatos.

Se postularon también Valentin Campa Salazar, como candidato del Partido Comunista Mexicano; y Mariana González del Boy como abanderada del Partido Feminista, pero como ninguno de los dos partidos tenían el registro ante la autoridad electoral, los votos fueron anulados.

Y el único partido político que sí tenía registro y que podía haber marcado la diferencia, era el PAN, sin embargo no consiguieron sacar un candidato, ya que Pablo Emilio Madero sólo consiguió el 73% de la votación en la campaña interna, peo sus estatutos exigían el 80% de respaldo para poder ser candidato, así que no consiguieron nada.

La reflexión es muy clara, en aquel entonces había un caos en el país y en lugar de enfrentar ese caos, los panistas se pelearon, decidieron no ser la alternativa.

--

Ayer surgió un dato realmente espeluznante, que el supuesto motivo por el cual se movilizaron todas las feministas del país en contra de los aparatos del estado, dejando edificios, monumentos y hasta personas con daños incuantificables, pudo haber sido falso.

Según información de última hora, la joven que supuestamente fue violad por cuatro policías, y por quienes se decidió hacer una manifestación para vandalizar dependencias de gobierno en varios estados, mintió.

Al llevarla al hospital, los peritajes médicos dieron negativo en los exámenes de violación, pero positivo a alcohol y varias drogas.

Tras descubrirse esto, se hicieron revisiones minuciosas a su declaración y a los hechos grabados en video. La joven asegura que se acercó al zaguán porque la iban siguiendo, pero el video muestra que ella ya estaba ahí cuando la patrulla llegó.

También dijo que la subieron por la fuerza a la patrulla, lo cual nunca se aprecia en los videos, además de que no eran 4 sino 8 los policías presentes.

Además dijo que su familia la llevó al hospital después de la agresión, pero al hospital llegó en una ambulancia que la trasladó desde el lugar de los hechos.

Esto quiere decir varias cosas, pero la más importante sin duda es, que deben investigar bien que es lo que sucedió, y frenar todos estos ataques de odio que se hacen en contra de todos por parte de las feministas, porque no tienen motivo para hacerlo.



Así las cosas…

TWITTER

FACEBOOK